Llega San Valentín. Qué ganas

Hola Marta:

¿Cómo estás guapetona? Yo con ganas de verte y, ahora mismo, de contarte.

¿Te acuerdas que te dije que me había peleado con mi marido por culpa de los carnavales de los niños?. Bueno, realmente lo carnavales no tienen ninguna culpa. La culpa era de Toni por no ocuparse ni de los disfraces, ni de la merienda ni… ni de nada de nada. A la pobre Paulita tuvimos que ponerle el vestido de comunión de su hermana y fue de novia cadáver. Pobre mía, la pinta que llevaba (no quiero acordarme porque me sube la leche… la mala leche, me refiero).

El caso es que anoche Toni llegó tarde y yo estaba como “miura en chiqueros”, preparada para echarle la gran bronca cuando, de repente, apareció con un ramo de flores y un sobre. ¡Casi me muero! Puse las margaritas en agua – es mi flor, ya lo sabes – pero no me atrevía a abrir el sobre por si era la demanda de divorcio.

Pero no: ¡era un vale por un fin de semana para celebrar San Valentín! ¡Y lo ha hecho él solito! ¡Sin ayuda! Se me saltan las lágrimas de la emoción.

Me lleva a un sitio “tranquilo y acogedor. Ideal para parejas” según pone en el vale que me ha hecho en una cartulina. Y, no sólo eso: ha hablado con mi madre, con la suya y con la chica que viene a echarnos una mano para que se instalen en casa y se queden con nuestra prole. Bueno, con todos no porque Blanca ha dicho que “ni de coña” (sic) y se va con una amiga. Marta lo mismo y Paulita ha decidido que se va con sus primos al circo. Estoy pensando: dos consuegras con los tres bebés un fin de semana entero lo mismo no es la mejor idea. ¡Me da igual! ¡Es mi día!

¡Estoy tan emocionada! He llamado a mi peluquería y me han dado cita a las 10:30. He pedido hora para: depilación, tinte, manicura, pedicura y masaje. Desde antes de nacer los trillizos no he conseguido hacer ninguna de las tres cosas. Los MEO (Martín, Eric y Oscar) se quedan con la chica un rato. Luego te cuento.

Tenía que compartirlo con alguien. Besos. Te quiero.

 

Para: Marta                                                             Hora: 14:20h

ASUNTO: DÍA DE LOS ENAMORADOS

 

Martita:

Acabo de salir.

Parezco otra, pero no necesariamente otra más guapa: el tinte me lo han dado más claro que de costumbre y no me gusta nada. El flequillo me lo han cortado más de la cuenta y me parezco al príncipe valiente. La depilación regular: hacía tanto que no me depilaba que tengo las piernas como un camarón. Manicura bien. Pedicura bien pero me he calzado antes de tiempo y creo que se ha estropeado el esmalte. El masaje con chocolate y mango, qué quieres que te diga: para merendar bien pero para que lo restrieguen por las carnes, no sé. Me he dejado 180 eurazos, por cierto.

Da igual: me he venido arriba y al salir me he comprado un salto de cama rojo que me ha encantado. Han sido otros 85€ porque estaba en rebajas. ¡Un día es un día, que demonios!.

Te dejo, que me lo voy a probar porque en la tienda no me ha dado tiempo y luego me tengo que poner con la bolsa de viaje. ¡Yuuupiiiiiii!

 

Para: Marta                                                             Hora: 14:50h

ASUNTO: DÍA DE LOS ENAMORADOS

¡Me cagüen tó lo que se menea!: en los diseñadores que no se aclaran con las tallas, en las modelos que usan una 36 y en la dependienta de la tienda que me ha jurado por sus muelas que me llevaba mi talla.

Me he probado el salto de cama. Me lo he conseguido meter en este cuerpo porque ya sabes que a bruta no me gana nadie, pero me ha costado sudar. Cuando lo tenía puesto y me he mirado al espejo, por un momento he creído ver a Paquirrín vestido de Papá Noel. Pasado el susto inicial y cuando ya me faltaba el oxígeno por lo que me apretaba a la altura del pecho, me lo he quitado. Eso ha sido fácil: al tirar se han reventado las costuras y ha salido fenomenal. A tomar por saco los 85€ (Si te fijas, ya llevo 265€ y todavía no me he movido de casa).

Me he probado otro camisón negro que tenía en el cajón y me he preguntado a mi misma ¿te ves sexy o te ves de luto? Lo he dejado para trapos.

Estoy deprimida pero me voy a hacer la bolsa. Toni me recoge a las 7 y las abuelas estarán a punto de llegar.

Te quiero

Rita

THEDAMASS-LOGO-140X48

Compartir
Artículo anteriorEmprender también tiene nombre de mujer
Artículo siguienteA ver si llega San Valentín de verdad
Durante años he sido Jefe de Desarrollo de Proyectos en Tesauro. Por mis manos pasaron muchos guiones de cine y televisión, nacionales e internacionales y ahí nació mi pasión por el cine y por la escritura de guión. Escribo porque es una necesidad: cualquier tema y cualquier excusa es buena para dejar volar la imaginación y plasmar historias en un papel. Hace un tiempo creé VÍMELO PRODUCCIONES, una productora y agencia de comunicación. Además, colaboro como guionista con BLUEBERRY STUDIOS y con LINCEO PRODUCCIONES. Soy optimista y espero arrancar de vez en cuando una sonrisa cuando leáis este blog. Sed felices.

4 Comentarios

Dejar respuesta