¿Qué tal los primeros pasos meditando?  ¿te has lanzado a esta maravillosa aventura?  ¡¡Espero que si!!

Tal y como te había comentado en el post anterior, hoy vamos a hablar de la actitud al meditar en el Mindfulness

No sé si os habrá pasado al empezar, pero es muy probable que pensaras: “lo estoy haciendo mal”, “no paran de venirme pensamientos”, “esto no es para mi…”. Todo esto es muy normal.  Entramos fácilmente en juzgar continuamente todo lo que hacemos, y esto incluye también la meditación.

1ª Actitud al meditar: el No juicio

De ahí me gustaría hablar de la primera actitud: el no juicio.

Nos sentamos, respiramos y vemos los pensamientos, sentimos las emociones y simplemente, no los juzgamos.  Todo lo que surge, le dejamos espacio, sin criticar, sin evaluar… ¿no os parece un auténtico alivio? Por fin, parar la máquina de lo que está bien y mal, dejar el látigo de todo lo que debería estar haciendo o debería estar pensando… En la meditación, “todo cabe” y desde ahí, surge la magia de la aceptación de lo que aparece, tanto dentro de ti como fuera.

Esto no es conformismo, ni significa dejar las cosas tal como están.  Lo que supone es reconocer lo que hay y después, solo después, tomar la decisión de que lo quiero hacer, si tengo que hacer algo.

2º Actitud al meditar. Observar con mente de principiante

En la segunda actitud, nos vaciamos de expectativas, de todo lo que sé, de los recuerdos que me anclan… y observo con la mirada de niña, curiosa, abierta… ¿por qué no?  Es la actitud de mente inocente, de mente de principiante.

¿Cuántas veces nos permitimos ser niñas? Acordaros de qué manera se vivía desde esa mirada, totalmente abierta, fresca y activamente “aprendedora”.  Desde aquí, somos más divertidas, más curiosas, más creativas… ¡e infinitamente más libres!

3ª Actitud al meditar. Confianza

La tercera actitud de la que hablaremos hoy es la confianza. La confianza en mí misma, en mis apuestas, en que creo que esto me llevará a buen puerto.  Confiar y perseverar en esta práctica que me acompañará a nuevos destinos y que facilitará un camino hacia el corazón.  Mi corazón.

En línea con estas palabras, me gustaría compartir con vosotras un texto de Jon Kabat-Zinn sobre el Mindfulness y la confianza en una misma:

“Mindfulness pone el acento en que seamos nosotros mismos y en que comprendamos lo que esto significa. Quien imita a otro, sea éste quien sea, camina en dirección contraria. Es imposible convertirse en otro. Nuestra esperanza estriba en ser nosotros mismos con más plenitud.

Los maestros, libros y conferencias sólo pueden ser guías, postes, indicadores.

Es muy importante permanecer abiertos y ser receptivos a lo que podamos aprender de otras fuentes, pero en definitiva, es mi vida la que tengo que vivir, y eso solo puedo hacerLO “yo” en este momento.”

 

Jon Kabat Zinn Mindfulness

Al practicar la atención plena, asumimos la responsabilidad de ser nosotros mismos y de aprender a escuchar nuestro propio ser y a tener confianza en él.

Entonces…de ahí mis propuesta…  ¿confías?

 

Compartir
Artículo anteriorDale un toque a tus copas esta Navidad con Pepe Orts
Artículo siguienteLa importancia del sonido en tu video
Experta en Mindfulness, Formadora y Coach en entorno corporativo y escuelas de negocio. Emprendedora, mujer y madre de dos niños. Me encanta disfrutar de todo lo que nos regala la vida: una buena compañía, un paseo, un espacio de silencio, una comida deliciosa… Comprometida con el desarrollo de la conciencia y en facilitar el descubrimiento de la atención plena como una manera de vivir más satisfactoria.

No hay comentarios

Dejar respuesta